No es sobre tecnología.

No es sobre tecnología.

Por: John Castro
Arquitecto de soluciones Cloud

Al pensar este artículo, no pude evitar recordar mis historia en la tecnología. Esta fue iniciada con los   mainframe y la consolidación de Backup con grandes infraestructuras -recuerdo las grandes unidades  robóticas storagetek L5500- ¡eran impresionantes!; y no obstante, después vino el desacoplamiento de esta infraestructura masiva en almacenamiento, procesamiento y memoria y pensé que este cambio marcaría la ruta  final del manejo de la información.

Sin embargo, con la gran hazaña de la virtualización de la infraestructura, se logró pensar en el uso y aprovechamiento de la tecnología de otra manera -esta vez no era física-. Y fue ahí donde comprendí que es innecesario mirar atrás y traer recuerdos. Porque al hablar de tecnología, no basta con tener los equipos más robustos, modernos o costosos del momento, sino que debido a su propio desarrollo y mejora constante que evoluciona y cambia con el tiempo, lo primordial es formular un modelo de negocio que sea flexible a ese constante ajuste. Para esto es que debemos estar preparados, para la evolución del paradigma tecnológico, comenzando ahora de lo más básico y creciendo hasta lo más complejo.

Hay que recordar, que los “servicios en la nube” no son otra cosa que un modelo de negocio diferente donde la tecnología se brinda como servicio (XaaS). Existen hoy en día, conjuntos de tecnologías que al trabajar en equipo brindan los elementos de infraestructura que se adaptan a las necesidades en forma automática y progresiva, permitiendo al proveedor y al usuario crecer mediante capacidades, siendo constante con el modelo de negocio y  brindando consumo por demanda, resultante del uso de las nubes, bajo un enfoque flexible y basado en valores para las soluciones de TI, los cuales menciono a continuación:

En primer lugar, los productos se convierten en servicios y los servicios en productos. El hardware de TI entregado como servicio generalmente incluye servicios de planificación de capacidad y monitoreo y administración continuos para garantizar que se cumplan los SLA. Igualmente, con este enfoque, las soluciones se basan en los resultados. Con XaaS, los clientes no están comprando una caja, están comprando un resultado comercial al obtener una proyección que aborda el resultado deseado y optimiza continuamente la solución para impulsar el ROI.

Por último quiero hacer énfasis en que la agilidad y la innovación son claves para la propuesta de valor de esta nueva visión tecnológica, al ofrecer flexibilidad a los cambiantes requisitos comerciales para que las áreas de TI pueden, entregar nuevos servicios más rápidamente e implementar soluciones innovadoras con un riesgo mínimo. Esto sumado a que  ahora los servicios operativos también se pueden incluir en la tarifa mensual, y siempre con el respaldo de tener un equipo de expertos a disposición para brindar el soporte requerido en cada punto del proyecto.

Después de hacer este análisis entendí que lo que está cambiando es la relación del ser humano con la tecnología, debido a que ya no se trata de tener grandes dispositivos en un sitio, sino de simplificar y ayudar a los procesos que requieren las personas para cumplir mejor sus funciones.  Por eso, como mi título señala, XaaS no es sobre tecnología, es sobre evolución empresarial y por eso, es importante seguir educándonos y evolucionando con ella, para superar los retos futuros de nuestra sociedad.

Comment (1)

Write a comment